Elegir aceptar ser óptima y perfectamente capaz de verme a mi misma/o ser fuerza, salud, paz, prosperidad y felicidad de manera perfecta y óptima para mi perfecto y óptimo bien y el perfecto y óptimo bien de todo lo involucrado.


Elegir aceptar ser óptima y perfectamente capaz de verme a mi misma/o siendo el Espíritu de Dios activo en mí, fluyendo por todo mi cuerpo físico y ser una corriente purificadora, limpiadora y curativa, que quita toda obstrucción y trae paz, salud, armonía a todo mis cuerpos, emociones, mentes y espíritus de manera perfecta y óptima para mi perfecto y óptimo bien y el perfecto y óptimo bien de todo lo involucrado rezando el Padrenuestro. 

 

Elegir aceptar ser óptima y perfectamente capaz de verme a mi misma/o ser perfecta y óptimamente feliz, llena/o de paz y en completo reposo, cuando reposo y lleno/a de vigor, relajada/o y alerta cuando estoy activo/a ÓPTIMAMENTE PARA MI ÓPTIMO BIEN Y EL ÓPTIMO BIEN DE TODO LO INVOLUCRADO.

 

Elegir aceptar ser óptima y perfectamente capaz de verme a mi misma/o  ser óptima y perfectamente capaz de despertarme del sueño y ponerme de pie  de manera perfecta y óptima para mi perfecto y óptimo bien y el perfecto y óptimo bien de todo lo involucrado con la energía óptima y perfecta para para mi óptimo bien y el óptimo bien de todo lo involucrado y resolver mis conflictos óptimamente de manera pacífica para mi óptimo bien y el óptimo bien de todo lo involucrado.